-->

La incertidumbre


La  incertidumbre

Vivir situaciones llenas de incertidumbre es como ver una historia incompleta, un puzle donde faltan piezas. Claro, es inevitable empezar a darle al coco para descubrir la pieza que me falta.

Nuestra mente tiende a completar esos huecos, es un mecanismo cognitivo habitual. De hecho, lo hacemos con los recuerdos. Hay parte de nuestros recuerdos que son ciertos, otra información es inducida por nuestra memoria por esa necesidad de tener la historia completa.

Por eso, situaciones tipo:
🧩 Darse “un tiempo” en pareja y ver lo que pasa.
🧩 Hacer una entrevista de trabajo y no recibir noticias.
🧩 Transmitir algo importante a alguien y no recibir respuesta.
🧩 Que una persona desaparezca de tu vida prácticamente sin avisar ni dar motivos.

Son situaciones realmente difíciles de manejar por su grado de incertidumbre. Casi que tener una mala noticia es más sencillo, porque aunque me haga sufrir ya sé dónde estoy y hacia dónde quiero ir. Tengo respuestas.

Desde luego que la vida está llena de caos y de incertidumbre, es inevitable. Y es importante aprender a vivir sin pretender tenerlo todo bajo control. Simplemente, seamos conscientes de que si está en nuestras manos reducir el grado de incertidumbre hacia una persona, le estaremos poniendo las cosas más fáciles. Además, le brindaremos la oportunidad de empezar a asimilar la realidad.

Vamos, que si somos claritos mejor, ¿no crees?